sábado, 21 de enero de 2012

Decir sin hablar

Reír por no llorar, ¿quién no lo habrá hecho? Llorar de la risa, ¿a quién no le habrá pasado? Tropezar sin caer, la de personas que lo habrán agradecido. Querer hacer algo y no poder, algo que se dice pero que no es verdad. Querer sin querer, esa sensación a la que nadie le encuentra una explicación lógica. Decir sin hablar, el hacer de los ignorantes. Hablar sin decir, la manera de expresarse de los sabios. Mirar de reojo, a veces incluso mejor que mirar directamente. Besar sin sentir, algo demasiado inútil. Hablar por hablar, lo cual solo se justifica cuando quieres llamar la atención y no sabes cómo. Vivir sin reír, sin querer, sin sentir, sin ilusionarse, sin desear; algo que no sirve de nada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario